11 de agosto de 2011

HEE, JOCHIE! (*)




En francés, castellano, italiano, alemán y ahora... ¡en holandés!


(*) En holandés debería significar ¡Oye, mamonazo!